Seleccionar página

Dejando que la vida nos toque

Hay un mundo de diferencia entre ir a Paris y experimentar Paris. Ir es una actividad física básica; experimentar es un rico evento emocional.

Para experimentar la vida, debemos dejar que nos toque. Y no solamente por las experiencias positivas. También debemos ser tocados por las penas y las tristezas. Por las pérdidas y las añoranzas. Las emociones enriquecen nuestras vidas y crean un aspecto único en términos de quiénes somos y cómo vivimos.

Para vivir una vida única, primero, debemos convertirnos en individuos únicos, experimentando un amplio rango de emociones y circunstancias humanas. Únicamente, cuando hayamos experimentado el espectro total de la existencia humana, podemos empezar a diseñar una vida con sustancia.

Todo progreso empieza con una emoción. No atraemos una mejor vida solamente por quererla, la atraemos adoptando las emociones que poseen aquellos con “una mejor vida”.

Si queremos ser felices, empecemos por pensar, sentirnos y actuar “felices”.

Si queremos ser ricos, empecemos por pensar, sentirnos y actuar como “ricos”.

La vida

Cualquier padre que quiera capturar el aprecio y atención de su familia con sus actuales recursos, no tiene que esperar la riqueza, para descubrir cómo compartir la felicidad. No tiene que esperar para poder ser único. No tiene que posponer la experiencia de la felicidad y de un estilo de vida único, porque está al alcance de su presente situación.

De hecho, practicando lo que está a su alcance, extenderá su alcance. Solamente, tiene que empezar en el lugar donde está y con lo que tiene. Únicamente debe transmitir felicidad a sus posesiones en este momento.

La felicidad es sorprender a su hija con la entrada de un concierto, cuando esto es todo lo que puede hacer; es tan gratificante como darle un auto nuevo. Esto es especialmente cierto, si en el pasado, estuvo discutiendo con su hija respecto a “gastar dinero en esas tonterías”.

Imagine al padre, la cabeza de la familia, que quiere ser rico y sofisticado, tirándole a su hija el dinero para comprar la entrada para el concierto, con una expresión de reproche por algo que al final es ¡tan importante para ella!.

Mucho mejor hubiera sido si un día hubiera sorprendido a su hija comprándole usted la entrada por adelantado, entregándosela a ella, de manera especial y con esas pocas, pero especiales palabras.

Mucho más significativo todavía si ese padre hubiera comprado dos entradas para ir al concierto con su hija. Quizás le hubiera podido agregar un toque de elegancia, combinando el concierto con una cena privada en ese lugar especial, donde la comida y el servicio son extraordinarios y únicos por la forma como él dio su propina.

La vida

Esto es lo que es el estilo de vida: encontrar formas únicas de transformar posibilidades emocionales en experiencias significativas, que están dentro de nuestros medios actuales.

Podemos empezar ahora mismo, ofreciendo todo lo que está dentro de nuestras posibilidades de compartir, tanto si ofrecemos nuestro tiempo, como nuestro hombro para que puedan llorar sobre él, una palabra de sincero aprecio o nuestra completa atención, solamente estando allí y viviendo realmente el momento ¡que gran experiencia podría ser!.

No debemos dejar que los años, las circunstancias y las pequeñas oportunidades de crear momentos de júbilo, se nos escapen. Si continuamos esperando hasta que tengamos los recursos para hacer las grandes cosas, antes de que dominemos el arte de experimentar todo lo que la vida actualmente nos ofrece, podemos encontrarnos con que hemos esperado demasiado.

Empecemos hoy mismo la creación de ricas experiencias y recuerdos, que perduren en los corazones de aquellos que amamos mucho, después de que nos hayamos ido.

El estilo de vida es una fuente de gozo y plenitud que está disponible para todos nosotros, sin importar nuestras circunstancias actuales. Está dentro del alcance inmediato para cualquiera que tenga la voluntad de estudiarlo seriamente.

Nuestras vidas estarán llenas de oportunidades, si experimentamos nuevos niveles de felicidad, sofisticación y aprecio. Todo lo que se requiere es un cambio mental y la decisión de experimentar todo ahora. Y en la medida en que demostremos nuestro nuevo compromiso de aprovechar, aun las más pequeñas oportunidades que aparezcan en nuestro camino, veremos que la vida nos enseñará que las más grandes experiencias que jamás soñamos, no demorarán en convertirse en nuestra más certera gratificación.


Fuente: “Las cinco piezas más importantes del rompecabezas de la vida, de Jim Rohn

Por tu éxito

Juan Luis Serrano

Guardar

Guardar

Guardar